Cómo limpiar los cristales de las ventanas por dentro y por fuera

Limpiar los cristales de las ventanas es una de las tareas domésticas más engorrosas. Aparte del tiempo que exige, por más que te esmeres, los resultados no son siempre los esperados. Te explicamos cómo limpiar los cristales de las ventanas en apenas unos minutos y prescindiendo de los métodos convencionales.

Aspiradores limpiacristales: limpieza eficaz por dentro y por fuera

Si ninguno de los métodos convencionales te termina de convencer, ya va siendo hora de que te pases a otros sistemas más modernos. ¿Quieres saber cómo limpiar los cristales de la ventana en un tiempo récord y con unos resultados extraordinarios? La solución está en los aspiradores limpiacristales.

Gracias a estos pequeños electrodomésticos se acabó lo de repasar los vidrios de tus cerramientos una y otra vez hasta conseguir una transparencia perfecta. Los aspiradores de ventanas te permiten trabajar en cualquier dirección con gran libertad de movimiento para que ninguna marca de suciedad y ninguna gota de agua te emborronen las vistas.

Leer más

¿Cómo limpiar los cristales de las ventanas por aspiración?

El proceso de limpiar ventanas por aspiración se divide en dos fases:

  • Primero es necesario humedecer la superficie de cristal con agua y jabón o con algún líquido específico para el tratamiento de este material. Lo más cómodo es emplear una botella pulverizadora con soporte para una escobilla de microfibra que te permita distribuir el producto de manera homogénea sobre todo el cristal.
  • El segundo paso es la limpieza con el aspirador limpiacristales. Se trata de un electrodoméstico ligero y de diseño ergonómico con la capacidad de absorber líquidos. Basta con que desplaces su cabezal con labios de goma sobre la superficie del cristal para que su potente motor succione el agua y con ella la suciedad de la ventana. Con una única pasada los vidrios mostrarán un aspecto reluciente.

Ventajas de utilizar un aspirador limpiacristales

  • Como son electrodomésticos sin cables y con una batería recargable de larga duración, trabajas con gran comodidad.
  • No necesitas hacer fuerza ni restregar para eliminar la suciedad. Sus escobillas de goma y su potencia de succión hacen el trabajo duro.
  • El agua sucia se almacena en un depósito que puedes vaciar y lavar tantas veces como haga falta. Siempre lo tendrás listo para su uso.
  • Dispones de numerosos accesorios que te permiten trabajar sobre otras superficies de cristal aparte de las ventanas tales como mesas y espejos.

¿Cómo limpiar las ventanas correderas sin quitarlas?

Es probable que no todos los cerramientos acristalados de casa sean batientes. Tampoco todos ofrecen la posibilidad de salir al exterior para limpiarlos por fuera, como sucede con los vidrios de las puertas correderas en balcones y terrazas. Es lo que a menudo sucede con las ventanas correderas, esas que desde el punto de vista funcional resultan muy prácticas pero que, a la hora de hacer limpieza, pueden resultar un verdadero quebradero de cabeza.

Si pensabas que la única forma eficaz de limpiar una ventana corredera por dentro y por fuera era desmontándola, traemos buenas noticias. Con el aspirador de ventanas y el accesorio adecuado ya no tendrás que invertir más tiempo del necesario en esta tarea. Todo lo que necesitas es acoplar a tu electrodoméstico una extensión telescópica que te permita llegar adonde quieres.

La extensión telescópica para aspirar ventanas

 

Esta herramienta ofrece la posibilidad de trabajar de dos maneras:

  1. Desde el interior, limpiando cada hoja de la ventana por separado (primero la abres hacia un lado y luego hacia el otro) y empleando la extensión más pequeña.
  2. Desde el exterior, limpiando las dos hojas de la ventana al mismo tiempo (las dos hojas cerradas) y empleando la extensión más larga para una limpieza en altura.

¿Para qué seguir invirtiendo tiempo y esfuerzo en la limpieza convencional de los cristales? Con las prestaciones de los aspiradores limpiacristales y sus diferentes modalidades de uso puedes tener unas ventanas relucientes en muy pocos minutos.

Leer más