¿Qué significa no frost? Características de este sistema

A pesar de que todos los congeladores y neveras están concebidos para refrigerar los alimentos y garantizar su buena conservación, no todos lo hacen de la misma manera. En este punto es donde cobra sentido el sistema no frost, que significa precisamente mayor eficiencia. Frente a los métodos de refrigeración convencionales, existen opciones mucho más eficientes que apenas requieren de mantenimiento y que suponen un ahorro de energía considerable. Pásate al sistema no frost y empieza a ahorrar.

 

Frigoríficos No Frost

¿Qué quiere decir no frost? El concepto y la eficiencia de tu nevera

La aparición de las neveras no frost en el sector de los electrodomésticos supuso toda una revolución. Por primera vez, la formación de escarcha y el mantenimiento del congelador o la nevera dejaban de ser un motivo de preocupación para el consumidor. Con el paso del tiempo, el sistema no frost se ha ido perfeccionando y, en la actualidad, dispones de numerosas alternativas con las que garantizar la buena conservación de tus alimentos con un mayor nivel de eficiencia. Los frigoríficos combi de AEG te ofrecen el sistema no frost con todas sus facilidades.

Pero ¿qué significa no frost? La traducción literal de estos términos es ‘sin escarcha’. Y eso es precisamente lo que proporciona este sistema: la posibilidad de refrigerar o congelar tus alimentos mediante el reparto homogéneo de aire frío. Para que este reparto sea efectivo, junto al motor que se encarga de mantener una temperatura adecuada, la unidad está provista de un ventilador cuya función es hacer que el aire fluya por el interior.

Ventajas del sistema no frost en tus electrodomésticos

Aparte de hacerte la vida un poco más sencilla ahorrándote el trabajo de descongelación periódica de tus aparatos, el sistema no frost resulta ventajoso por otros muchos motivos.

  • El flujo constante del aire mantiene siempre unos niveles adecuados de humedad.
  • Los electrodomésticos emplean mucha menos energía a la hora de mantener frío el interior de la cavidad, lo que se traduce en una reducción de tu factura de la luz.
  • Son modelos de tecnología avanzada que en la mayoría de los casos te permitirán elegir la temperatura de tus electrodomésticos con mayor precisión.
  • Generan frío de un modo mucho más rápido. De esta manera, tanto la refrigeración como la congelación garantizan el estado óptimo de los alimentos y la conservación de todos sus nutrientes, aroma y sabor.
Leer más
Frigoríficos No Frost

¿Por qué se produce la escarcha? La importancia de los frigoríficos no frost

Cada vez que abres la nevera o el congelador, la humedad del ambiente se cuela en la cavidad interior. Esas diminutas partículas de agua prácticamente imperceptibles a la vista se condensan en las paredes del electrodoméstico y, como consecuencia de las bajas temperaturas, se congelan formando escarcha.

Los electrodomésticos no frost enfrían empleando flujos de aire frío en el interior de la unidad y haciendo que circule por ésta de manera constante. De este modo, impiden que la humedad del ambiente se condense y te ahorran la necesidad de tener que vaciar y descongelar manualmente tus electrodomésticos. Así, la limpieza y el mantenimiento de tus aparatos resulta mucho más cómoda, los alimentos se conservan mejor y la refrigeración es eficiente y homogénea. Lo mismo ocurre con los frigoríficos low frost, ya que, con ellos, su limpieza y descongelación es mucho más sencilla. Puedes averiguar qué frigorífico no frost o low frost es mejor para ti con la guía de compra de frigoríficos de AEG.

Otros factores que provocan la aparición de escarcha

El exceso de agua como consecuencia de los cambios de temperatura al abrir y cerrar los electrodomésticos es el principal motivo por el que aparece la escarcha. Sin embargo, también hay que tener en cuenta otros factores que pueden acelerar la aparición de escarcha en el frigorífico.

  • Una mala colocación de los alimentos, taponando las salidas del aire del electrodoméstico.
  • La selección de un nivel de temperatura inadecuado, sin tener en cuenta la época del año y el contenido de la nevera o el congelador.
  • Las deficiencias en la goma que ajusta el cierre de la puerta.
  • Un sensor de descongelación o un ventilador dañados.
Leer más